30 de mayo de 2010

Estelas de aviones pintando el cielo


El tráfico aéreo civil discurre a altitudes situadas entre los 8 y 12 kilómetros. A estas alturas las temperaturas oscilan entre (-40º) y (-70º) centígrados. La combustión del combustible de los aviones libera grandes cantidades de vapor de agua. Al mezclarse estos gases con el entorno más frío, el vapor de agua se enfría y, con la temperatura y condiciones de humedad necesarias, este vapor se condensa.

Por ejemplo, los cuatro reactores de un avión Jumbo que vuele a 12 km de altura, expulsan aproximadamente 10 kilogramos de vapor de agua por segundo. Los gases liberados por combustión salen de los propulsores con temperaturas que rondan los (600ºC) y experimentan un enfriamiento muy rápido. Como llevan velocidades de escape tan elevadas, la condensación no suele producirse hasta que los gases disten de los motores un tramo equivalente a la longitud del avión, o a veces algo más.

Cuanto más seco esté el aire exterior, más se enfrían los gases que expulsa la aeronave y más lejos del avión comenzarán a formarse las estelas de condensación. Cuando el aire está muy seco, las estelas ni siquiera aparecen. Ocurre lo contrario cuando el aire en las capas altas está húmedo, entonces las estelas son visibles durante un período de tiempo más o menos largo.

En la observación meteorológica se las considera como nubes, de hecho, las estelas de condensación están formadas, como las nubes naturales, de pequeños cristalitos de hielo casi en su totalidad. Se encuadran en los Cirros (Ci), Cirrocúmulos (Cc) y Cirroestratos (Cs).

Fuente http://blogs.eldiariomontanes.es/meteorologia-para-todos/2010/1/21/estelas-condensacion-y-nubes-flanqueo

Fuente imágenes http://abelgalois.deviantart.com/#/d2q54ao


Más información: