17 de julio de 2007

Txictli o goma de mascar



El hábito de mascar, común a los primates , empieza con la lactancia, y continúa con el irrefrenable deseo de chuparse el dedo, o en su defecto el chupete.
El ser humano ha mascado siempre. Los griegos mascaban la resina del lentisco, los mayas la del chicozapote , originario de los bosques tropicales de la península de Yucatán y el norte de Guatemala. Este líquido en su estado natural, casi no tiene sabor y es muy difícil de masticar. Los nativos solían recoger el látex mediante incisiones en el árbol, convirtiéndolo en una pasta, que es como se ha comercializado desde entonces y que sirvió de base para la preparación del chicle moderno. El chicozapote es el árbol más abundante de la selva maya.
.
Historia general de las cosas de Nueva España (fray Bernardino de Sahagún (1500-1590):

"El chapopotli es un betún que sale de la mar, y es como pez de Castilla, que fácilmente se deshace y el mar lo echa de sí, con las ondas, y esto ciertos y señalados días, conforme al creciente de la luna; viene ancha y gorda a manera de manta, y ándanla a coger a la orilla los que moran junto al mar. Este chapopotli es oloroso y preciado entre las mujeres, y cuando se echa en el fuego su olor se derrama lejos. (...)
Hay dos maneras de este betún; el uno es el conque se mezcla la masa o la resina olorosa, que se mete en los cañutos conque dan buen y trascendente olor. El otro es de la pez que mascan las mujeres, llamada txictli, y para que la puedan mascar, mézclanla con el axin, con el cual se ablanda, de otra manera no lo mascan, antes se deshace: la mayor parte de las que lo mascan son las muchachas y mozas que ya son adultas y mujeres; pero no lo mascan todas en público, sino las solteras y doncellas, porque las casadas y viudas, dado caso que lo masquen, no lo hacen en público sino en sus casas; y las que son públicas mujeres, sin vergüenza alguna, lo andan mascando en todas partes: en las calles, en el tianguis, sonando las dentelladas como castañetas; las otras mujeres que no son públicas, si lo mismo hacen, no dejan de ser notadas de malas y ruines por aquello. La causa porque las mujeres mascan el txictli es para echar la reuma, y también porque no les hieda la boca o porque el mal hedor que ya tienen no se sienta, y por aquello sean deshechadas. Los hombres también mascan el txictli para echar la reuma, y para limpiar los dientes; empero hácenlo en secreto. Los que son notados de vicio nefando, sin vergüenza lo mascan, y tiénenlo por costumbre andarlo mascando en público; los demás hombres, si lo mismo hacen, nótanlos de sométicos". (Tomado de Chapapote. Historia de la palabra)
.
Los indios norteamericanos masticaban la resina del abeto y los primeros colonos ingleses hicieron una goma de mascar agregando cera de abejas a la resina del abeto.
En 1846, el estadounidense John Curtis fabricó y comenzó a vender la primera goma de mascar, fabricada con resina de abeto y parafina. Tuvo éxito inmediato
.


El chicle moderno fue fruto de un cúmulo de casualidades,Thomas Adams había intentado hacer diferentes negocios antes de convertirse en fotógrafo durante la década de 1860. Por esa época, el General Antonio López de Santa Anna se exilió de México y por azares del destino se hospedó en la casa de Adams en Staten Island, Nueva York.
Fue López de Santa Anna, quien le sugirió a Adams, que experimentara con el "chicle" de su país. Santa Anna pensaba que podría usarse como materia prima para hacer” llantas”. Adams consideró que la idea tenía posibilidades y pidió que le enviaran de México nada menos que una tonelada de "chicle".
Thomas Adams intentó procesar el chicle para convertirlo en un sustituto del caucho y hacer diversos productos como juguetes, botas impermeables y llantas de bicicleta, pero todos sus experimentos fracasaron. A punto de deshacerse de la voluminosa mercancía, Adams encontró un uso alternativo a la resina.Recordó que los nativos de México ya usaban el chicle como goma de mascar e incluso había visto a López Santa Anna masticando trozos del producto. Le preguntó a un farmacéutico si estaría dispuesto a vender su producto y aceptó. Adams y su hijo Tom, prepararon unas cuantas cajas de goma de mascar de chicle, poniéndoles un nombre: Adams New York nº1.
Las primeras remesas de chicles, eran unas bolitas sin sabor envueltas en papel de seda de varios colores.
En 1871, Thomas Adams patentó una máquina para manufacturar su goma de mascar y cinco años después fundó la compañía Adams e Hijos.

John Colman, un farmacéutico de Kentucky, fue el primero en vender chicles con sabor, añadiéndoles un bálsamo medicinal, pero no le fue muy bien con sus ventas. Poco después, los Adams lanzaron los chicles con sabor a regaliz y luego los de tutti frutti, que fueron los primeros en comercializarse en máquinas, ubicadas en las estaciones del metro neoyorquino.
Para finales del siglo XIX, Adams se había convertido en la compañía fabricante de goma de mascar más próspera de los Estados Unidos.
En 1906, Frank Fleer inventó el primer "chicle bomba", al que llamó Blibber-Blubber, que sin embargo nunca se vendió.

William Wrigley Junior y Henry Fleer, hermano de Frank, crearon la marca Wrigley Doublemint y fueron los responsables de añadir los populares extractos de menta y fruta a la goma de mascar. Wrigley, un ex vendedor de jabones, consiguió en 1915 una copia de todos los directorios telefónicos de los Estados Unidos y envió tres muestras de su producto a cada nombre y domicilio que aparecía en los listados, lo que disparó de inmediato sus ventas.
En 1928, Walter Diemer, un empleado de la compañía de los Fleer, perfeccionó la receta de Frank para el chicle bomba y llamó al nuevo producto Double Bubble(Bubble Gum) . En poco tiempo se convirtió en la sensación de Estados Unidos. La moda de hacer
"pompas de chicle" no hacía más que empezar.

Aunque la goma de mascar se volvió popular en los Estados Unidos, en el resto del mundo no fue conocido hasta la Segunda Guerra Mundial, momento en el que los soldados de EEUU, la llevan consigo.
En los años 50, la aparición de la goma sintética ocasionó una vertiginosa caída de la extracción del chicle. El chicle natural atraviesa por la peor crisis de su historia. Lo que mascamos hoy en día ya no es chicle, sino un polímero sintético derivado del petróleo llamado acetato de polivinilo, un compuesto insípido e inodoro al que se le agregan diferentes saborizantes y endulzantes naturales o artificiales. La razón principal de este cambio es el precio de la materia prima.(leer + )

Hoy las ciudades están aquejadas de una plaga, la de los chicles pisoteados "adornando sus calles". He encontrado un blog, Slynation, donde se ocupan de este tema y dice que tardan 5 años en desaparecer(fuente :barrameda.com,).

Consejos para el consumo de chicles.

índice post

6 comentarios:

Sly dijo...

Estimada Nieves,

te agradezco el enlace a mi página, tan sólo comentarte que por alguna razón la dirección no está bien, así que te pongo a continuación la correcta para que puedas enlazar bien.

http://www.slynation.com/2006/04/08/%c2%bfque-pasa-con-los-chicles/

Por cierto, me ha gustado mucho tu página, y puedes estar segura que voy a hacer todos esos viajes con el Virtual Earth en cuanto esté en mi casa, es que el ordenador de mis padres va muy lento y se convierte en algo un poco angustioso.

Bueno, un saludo y enhorabuena por tu blog, está muy bien. Y gracias por lo del Virtual Earth, tengo ya ganas de probarlo.

nieves dijo...

Gracias sly, me cansé de rehacer la dirección, funcionaba un momento y volvía a dar error,a ver si ahora funciona .
No te canses de viajar.De UK(que espero no se mosqueen porque independicé a Irlanda del Norte,XD)hay muchísimas más ciudades disponibles,a ver si tengo tiempo y actualizo.

nieves dijo...

Sly,pues sigue dando error después de un tiempo...opté por linkear la fuente que tú pones...a ver si le encuentro solución al asunto.

Sly dijo...

Pues lo he probado y funciona perfectamente, al menos a mi me ha funcionado, así que imagino que ya estará resuelto.

Nada muchas gracias, y viajaré no lo dudes, y esta es una buena manera también de hacerlo, incluso cuando no tienes el dinero para pagarte un viaje físico, al menos puedes descubrir algo.

Un abrazo.

Anónimo dijo...

Entiendo perfectamente, este homenaje al chicle.
¿qué harías tú sin él el otro día?
Bicos

nieves dijo...

Ejem...el día de la defensa de UD, llevaba chicle y me olvidé de quitármelo ¿habrá influido?
XD...Deberíamos de patentar un chicle con valeriana o tila.