2 de julio de 2006

Ciudad Vertical Torre Biónica.

En Enero del año 1997, un amplio equipo de arquitectos, ingenieros, biólogos y diseñadores unen sus fuerzas e investigaciones y comienzan a desarrollar el Prototipo "Bionic Vertical Space".

Se presenta en el "III International Conference IFHS", Congreso Internacional con el título "Conquest of Vertical Space in the 21st Century - International Conference on Multipurpose High-Rise Towers and Tall Buildings" organizada por "The Concrete Society" en Londres, en Octubre del año 1997.

La Ponencia Original es firmada por los Arquitectos Eloy Celaya, Javier G. Pioz y el Ingeniero de Caminos, Canales y Puertos Javier Manrique.

En ese momento la "Ciudad Vertical Torre Biónica" comienza su desarrollo hasta comienzos del año 2001, siendo éste dirigido por los arquitectos Eloy Celaya, Javier Gómez Pioz y Mª Rosa Cervera.

Existen diferencias sobre la autoría del proyecto dentro del grupo de arquitectos que, en un principio, lo firmó. Finalmente se dictó sentencia firme en 2005 y se confirma la participación de los tres arquitectos.


Un revolucionario edificio, pensado para su construcción en una isla artificial.

Más próximo a las ciudades de las películas de ciencia ficción que al tipo de rascacielos al que estamos acostumbrados, el proyecto de la Ciudad Vertical Torre Biónica trata de que se haga posible su construcción.

La población de las ciudades crece a un ritmo frenético, hasta el punto de que se llega a estimar que en 2050 alcanzará los 9.100 millones de habitantes . Esto genera importantes problemas ya que el suelo para construir se ve cada vez más limitado.
Los edificios del futuro deben contribuir al desarrollo de las ciudades y para ello tienen que concebirse como edificios que alberguen, además de viviendas, todo tipo de servicios tales como oficinas, hoteles, comercios, áreas de recreo…


La solución se encuentra en la arquitectura vertical.

Aplicando el urbanismo tradicional, horizontal, se necesitaría una extensión de más de 4 kilómetros de diámetro para poder alojar a 100.000 habitantes.

Sin embargo la Ciudad Vertical utilizaría tan sólo un área de 1 kilómetro de diámetro para acoger al mismo número de personas.

A día de hoy, el edificio más alto que existe son las Torres Petronas –ubicadas en Kuala Lumpur, Malasia- con 450 metros; una altura que parece pequeña si se compara con los 1.228 metros la que alcanzará la Torre Biónica

Su distribución en 12 barrios verticales, de 80 metros de altura cada uno, separadas por plantas estancas de seguridad que actúan como un colchón de aire o cortafuegos, facilita una evacuación controlada en caso de emergencia.
Estos barrios concéntricos están ubicados alrededor de un jardín vertical que favorece a la estabilidad climática de la Ciudad Vertical. Además de zonas verdes, áreas de recreo, hoteles y zonas comerciales, la ciudad vertical tendrá barrios residenciales, áreas de oficina, empresariales y servicios varios.

Otra curiosidad del edificio es la forma en que se construirá.

Ubicada en medio del mar, irá creciendo como un árbol. Inspirada en formas, estructuras y materiales vegetales.

Intenta conseguir solidez a base de estructuras huecas y ligeras que dejen paso el paso del viento para que éste no cause movimientos, ni ponga en peligro la estabilidad de la torre.

A medida que el edificio vaya creciendo en altura, los cimientos, que en lugar de ser plataformas de hormigón tienen forma de raices, se irán hundiendo progresivamente en el suelo para conseguir la máxima estabilidad y resistencia sin comprometer el peso total del edificio.

página de Javier Gómez Pioz y Mª Rosa Cervera.

página de Eloy Celaya

índice post